Sign up for email alerts from The Monitor | Diocese of Trenton
The Monitor | Diocese of Trenton, NJ  
Advanced Search


home : peces : peces April 29, 2017


9/28/2016 9:57:00 AM
El regalo de Dios de la vida merece el mayor respeto
Un mensaje del Obispo O'Connell sobre el Mes de Respeto de Vida

Bishop David M. O'Connell, C.M.


Durante todo este año pasado, la Iglesia Católica mundial ha celebrado el “Año Jubilar de la Misericordia,” un Año Santo extraordinario proclamado por nuestro Santo Padre el Papa Francisco. Ahora que nos acercamos a la clausura de este jubilar, durante el mes de octubre, de nuevo nos urge a dejarnos mover por la misericordia para poder respetar la vida. No hay ningún mayor valor, tan fundamental, tan misericordioso como la protección de la vida humana – desde la concepción hasta la muerte natural – y, aún todavía, nos rodea una cultura que no comparte ese valor, una cultura desechable (el Papa Francisco),” una “cultura de la muerte (San Juan Pablo II).”

Empieza en el vientre con el aborto y se lo puede ver y sentir en todas las etapas siguientes en la manera que no respetamos la dignidad sagrada e intrínseca de la vida humana. Canonizada durante este Año de la Misericordia, la Santa Teresa de Kolkata una vez dijo que “No nos puede sorprender escuchar de asesinatos, de matanzas, de guerras, del odio. Si aceptamos que una madre pueda matar a su propio hijo, ¿cómo podremos decir a otros que no se maten?” Esa es una admisión triste y una verdad triste.

Que ese descuidado de la vida humana sea tan amplio y cotidiano en nuestro mundo es una tragedia en sí pero el hecho que ha sido justificado y borrado de las leyes de nuestro país es totalmente incomprensible. ¿Qué forma de nación hemos creado? Thomas Jefferson, uno de los arquitectos de nuestra democracia, escribió que “El cuidado de la vida humana y la felicidad, y no su destrucción, es el primer y único objetivo de un buen gobierno.” No existe ninguna duda razonable, como ha afirmado el Papa Francisco, “el derecho a la vida es el primero entre los derechos humanos.” Y la vida merece nuestro mayor respeto, desde la concepción hasta la vida natural. Nosotros, como católicos, estamos llamados a creer eso.

Durante este mes de “Respeto por la Vida” en estas últimas semanas del Año de la Misericordia, oremos que todos los corazones humanos, conmovidos por la misericordia, reconozcan la vida como un regalo que Dios nos brinda para que lo respetemos y, últimamente, que se lo devolvamos a Él, pero solo a su horario propio y de su propia manera.

El Reverendísimo David M. O’Connell, C.M.

Obispo de Trenton






Subscription Login
LOGIN | SUBSCRIBE

From the Bishop
Pope Francis







The Monitor, 701 Lawrenceville Road, P.O. Box 5147, Trenton, NJ 08638-0147 | PHONE: 609-406-7404 | FAX: 609-406-7423 | Monitor@DioceseofTrenton.org

Copyright © 2011 | TrentonMonitor.com | All Rights Reserved.
Any use of materials on this website, including reproduction, modification or distribution without the prior written consent of the Diocese of Trenton is strictly prohibited.

Software © 1998-2017 1up! Software, All Rights Reserved